Te esperamos en La Finca Chía

 

La Finca Chía es ese maravilloso lugar de campo, cercano al hotel, en donde puedes disfrutar de muy buenos platos los fines de semana. Allí, se cocina en horno de leña y su especialidad son las pizzas elaboradas con los productos cosechados en su huerta. ¡Date una pasadita, queremos atenderte!

Entrevista de EL TIEMPO

Y es que llegar a La Finca Chía es como llegar a nuestra propia casa. Vecina al Portal de Las Flores, La Finca salida de las entrañas de Luis Cuervo, un hombre recio, de inmensa visión para los negocios, que luego de trabajar en la capital logró asentarse en Chía y crear primero Camarón Tinto y Ron para ofrecer el mejor ceviche con camarón; luego el hotel El Portal de Las Flores, el más bello y cálido hospedaje de esta región y por último La Finca Chía, este restaurante campestre, amable, innovador y de comida muy sabrosa.

Daniel el hijo menor, el ingeniero agrónomo, está al frente de La Finca, el sitio donde los cultivos orgánicos, hidropónicos y aeropónicos son la base y acompañamiento para los diferentes platos preparados en hornos de barro y leña especial, para luego ser llevados a la mesa.

Lo que se inició como un mercado orgánico y unas pocas mesas, más que todo para atender a sus amigos, es hoy un magnífico espacio con cultivos visibles, arenera para los pequeños, algunos animales de corral y de granja; amplios salones, dos buenos hornos y una esmerada atención de esta amable familia que se pone el delantal y atiende todos los fines de semana a sus comensales.

Entrevista del programa Muy Buenos Días RCN TELEVISIÓN

La Finca Chía tiene pizzas para todos los gustos y si tú quieres una vegetariana especial, con productos de la cosecha, puedes recoger los vegetales frescos en la huerta y llevárselos al pizzero quien te la preparará.  Pescado, costillas, punta de anca, chatas, pechuga, chicharrones con arepa paisa, picada, chorizos hechos en casa y otras delicias más puedes saborear en este lugar. Y de los smoothies y postres, ni hablar… Pregunta en la recepción, ellos te llevarán.

¡Te esperamos!